Pasar al contenido principal

Incentivos fiscales que puede aplicar las empresas de reducida dimensión en el impuesto sobre sociedades

Imagen
incentivos-fiscales-impuesto-sociedades
Cuerpo

Desde el pasado 1 de julio dio comienzo la campaña de la declaración del Impuesto sobre Sociedades, que se prolongará hasta finales de mes. Un periodo de gran importancia para las empresas, que tendrán que presentar sus cuentas para someterse a este impuesto que grava la renta de las personas jurídicas.

Y, al igual que sucede con la campaña de la Renta para las personas físicas, también hay una gran cantidad de incentivos fiscales y deducciones a las que las empresas pueden acogerse. Pero… ¿Cuáles son y qué hay que tener en cuenta al respecto? Desde Martínez Braojos Asesores nos detallan cuáles son los incentivos fiscales que pueden aplicarse a las empresas de reducida dimensión en la campaña de este año.

¿Qué es una empresa de reducida dimensión?

Antes de detallar todos los incentivos a tener en consideración, hay que aclarar qué empresas pueden considerarse como de reducida dimensión. En este sentido, las empresas de este tipo son aquellas que su cifra de negocio en el ejercicio anterior ha sido inferior a 10 millones de euros.


Sin embargo, esto no significa que si se ha superado dicha cifra no se pueda seguir disfrutando de los incentivos. De hecho, es posible disfrutar durante tres años más de ellos si en el ejercicio en el que se supere esa cantidad de dinero y los dos anteriores se cumplían los requisitos para ser considerado pyme.

Componentes a tener en cuenta

Hay que tener en cuenta que también se pueden prorrogar los incentivos si el límite de importe neto de cifra de negocios (INCN) se supera al realizarse una operación protegida del reestructuración empresarial. En este sentido, hay varios componentes a considerar para determinar cuál es el INCN de la empresa.

Componentes positivos

  • Las ventas y servicios prestados por la empresa.

  • Las entregas de bienes y prestaciones de servicios a cambio de activos no monetarios.

  • Las subvenciones recibidas.

Componentes negativos

  • Devoluciones de ventas.

  • Rappels sobre ventas o prestaciones de servicios.

  • Descuentos comerciales efectuados en ingresos objeto del cómputo de la cifra anual de negocio.

¿Cuáles son los incentivos fiscales de los que beneficiarse?

Ahora que ya sabes qué tener en cuenta en caso de que tu empresa sea de reducida dimensión, pasamos a detallar cuáles son los incentivos fiscales a los que puedes recurrir en la campaña de este año. En concreto, vamos a resumirlo todo en cinco grandes ventajas fiscales:

  1. Libertad de amortización para inversiones generadoras de empleo, hasta un máximo de 120.000 euros por cada trabajador/año de incremento de plantilla.

  2. Amortización acelerada.

  3. Reserva de nivelación.

  4. Pérdidas por deterioro de los créditos por insolvencias de deudores, hasta el 1% de los deudores existentes a la conclusión de período impositivo.

  5. Deducción de la recuperación del coste del bien recogido en las cuotas de arrendamiento pagadas, cuando se adquieren bienes muebles o inmuebles en régimen de arrendamiento financiero, con el límite del coeficiente máximo de tablas multiplicado por 3.

Añadir nuevo comentario

Texto sin formato

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.
CAPTCHA Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
4 + 11 =
Resuelva este simple problema matemático y escriba la solución; por ejemplo: Para 1+3, escriba 4.

Comentarios Recientes